Las Rebajas acaban en:

Tienda

Acerca de

Camas king Size

Carga más
48 / 119 resultados

Máximo descanso en camas king size

Dormir (bien) es uno de los grandes placeres de la vida. Descansar es lo que te permite enfrentarte a todo lo que te depara el día siguiente. Por eso, es tan importante que la cama sea cómoda y te ofrezca espacio suficiente para moverte con libertad. Si te has caído de ella alguna una vez porque das más vueltas que una peonza, tu pareja te da patadas a medianoche o tus retoños la encuentran más atractiva que la suya, necesitas una cama king size. Elige la tuya en MADE.COM y siéntete como en un hotel de cinco estrellas.

Para dormitorios grandes y medianos

Si tu habitación tiene un tamaño generoso, será más fácil incluir otros muebles indispensables, como las mesitas de noche o el armario, sin sobrecargar la decoración. Si es pequeña, no renuncies a tu idea de comprar una cama king size. Te ayudamos con algunas sugerencias prácticas. Por ejemplo, puedes sustituir las mesitas por unas baldas de pared para poner el despertador o el móvil. Un espejo grande bien colocado también hace magia. No te hablará como el del cuento, claro, pero sí creará la sensación de que el espacio es más amplio.

Más trucos

Explora nuestra amplia selección de camas grandes y opta por una que incluya soluciones de almacenaje, como unos cajones, una otomana o, incluso, un espacio para poner libros. Para que el dormitorio esté más despejado, prescinde del cabecero o escoge un modelo con estructura de madera que aporte un aire natural. Los colores también son muy clave: deja los más llamativos para los complementos y opta por una cama en tonos claros para dar luminosidad al dormitorio. El gris es ideal por su versatilidad, pero dispones de muchas más opciones.

La guinda del pastel

Cuando tengas tu nuevo refugio en forma de cama, solo te quedará añadir unos toques finales. Descubre nuestras cálidas colchas, confeccionadas en materiales como terciopelo, y úsalas para darle estilo al dormitorio. Como remate, coloca algunos cojines lisos o estampados encima de esa obra de arte y tendrás un espacio que invita al descanso. Pon algún detalle en la pared, como una lámina decorativa, y asegúrate de que todo esté correctamente iluminado. Ahora que ya lo tienes todo, prepárate para dormir a pierna suelta.