Pídelo ahora y recíbelo para Navidad

Tienda

Acerca de

5 formas de crear un salón dedicado al relax

¿El secreto para crear un ambiente relajante en tu salón? Elegir tonos y texturas suaves. La armonía visual es clave a la hora de hacer que tu espacio se vea tan bien como se siente. Sigue estos cinco sencillos pasos y tendrás un lugar perfecto para desconectar después de un largo día de trabajo.

@sandrine_decor

@stylescrapbook

1. Todo en su sitio 

En primer lugar, ponte a limpiar. Porque cuanto más ordenada esté tu habitación, más relajado te sentirás. Apila libros y revistas en las estanterías y guarda todo lo que no necesites en baúles. Tenemos una gran variedad de muebles y accesorios de almacenamiento, que se adaptan a tus gustos y estilo. Fíjate en el elegante aparador Jenson, un diseño que te hará ganar tanto espacio como estilo con el mímimo esfuerzo. ¿Y qué hacer con las mantas y los cojines? Es tan fácil como meterlos en una cesta o en una otomana. Funcionan de maravilla, ¡ya lo verás!

2. Feng shui bajo control

¿La clave para conseguir la paz interior? El equilibrio. El espacio de tu salón, al igual que el yin y el yang, debe fluir y tener los pesos igualados. Comienza por el sofá, tu lugar favorito de casa. Quizás sea hora de colocarlo en un rincón diferente. Cuando estés satisfecho con su ubicación, coloca un par de lámparas de pie, una mesa de centro y una alfombra. Prueba distintas configuraciones, el resultado puede sorprenderte. Y no te olvides de la luz natural. Los espejos en las paredes opuestas rebotan la luz, haciendo que tu habitación parezca más espaciosa y aireada.

3. Materiales y colores relajantes
Piensa en el lugar más apacible que puedas imaginar. ¿Cuáles son los colores que predominan? Probablemente sean el blanco o el crema, combinados con materiales naturales. Esa es la paleta ideal para un salón tranquilo. Pero no tengas miedo de introducir pinceladas de otros colores suaves aquí y allá. Solo recuerda que los tonos fríos consiguen un efecto de calma. Por ejemplo, el color verde menta, el rosa yeso y el azul claro. Si no estás dispuesto a coger la brocha, añade esos tonos usando obras de arte de pared y accesorios. El juego de obras de arte Cam está hecho de mimbre, y te transporta directamente a un chiringuito del mediterráneo.

4. Tejidos acogedores

No hay nada más relajante que descansar en la cama. Si quieres replicar esa sensación de confort en tu salón, llénalo de texturas atractivas. ¿Buscas cojines peludos? A Haddie nadie le gana en suavidad. ¿Mantas o sábanas? Quédate con las dos. Luego hunde los dedos de los pies en una alfombra cálida y acogedora (¡qué gustito!). Por último, aumenta la comodidad con varias lámparas de mesa dispersas. La bombilla esmerilada de Vetro emite un brillo suave, mientras que la pantalla de cristal rosa de Ilaria irradia un elegante halo de luz teñido.

5. Plantas al poder

Si necesitas otra razón para comprar plantas, aquí la tienes. Tus frondosos amigos limpian el aire y reoxigenan tu hogar. Además, te permiten respirar la tranquilidad y llenan de vibraciones positivas tu hogar. Deja fuera la tensión, las preocupaciones y el estrés. Y, si realmente quieres relajarte, coloca tus plantas en diferentes niveles alrededor de la habitación y elige macetas en materiales pálidos y naturales. Inca, Bosca o Palm encajan perfectamente: sus tonos fríos contrastados con pinceladas verdes en capas transmiten toda la energía que necesitas. (¿Quieres descubrir cómo convertir tu hogar en un oasis botánico? El dúo detrás del estudio de diseño londinense Stengun Drawings nos lo cuenta).

¿Te ha gustado este artículo? Subscríbete a nuestra newsletter:

Artículos relacionados

Mantén tu salón ordenado en 5 sencillos pasos

Di NO al caos

Seguir leyendo

Cómo elegir el mejor sillón para ti

Toma asiento, pero no cualquiera

Seguir leyendo